El saque en el bádminton: Sus tipos y cómo hacer variaciones

El saque es, sin duda, el golpe más importante en el bádminton. Como en todos los deportes de raqueta, en el bádminton, dominar el saque es clave para lograr la victoria. Es por eso que debes de practicar los distintos tipos de servicio que existen en el juego, y variarlos, para evitar ser predecible ante tu rival. A continuación, te presentamos los 4 tipos de saque más habituales


Saque largo de derecha

El saque perfecto para principiantes en el bádminton. La intención será golpear el volante de forma sólida, con la intención de que este vuele hasta la parte final de la pista del rival. Entre más elevado y cercano a la línea de fondo sea, mejores resultados obtendrás. Se recomienda que el golpe siga una trayectoria en diagonal.

Saque bajo de derecha

Tu posición al realizar estos tipos de servicios será similar al anterior, de ahí que tu oponente no podrá saber hacia donde se desplazará tu golpe. En este caso, el objetivo es que el volante se desplace en trayectoria diagonal sobre la red, pero que su caída sea cercana a la línea de saque de tu rival.

Estos tipos de servicios requieren un mayor control en el golpeo, por lo que se recomienda para jugadores de bádminton con un nivel intermedio.

Saque bajo de revés

Si ya dominas el saque de derecha, es momento de practicar los tipos de servicio con el revés. Dado que estos son más complicados, se recomiendan para jugadores de bádminton con un nivel intermedio o avanzado. El servicio puede ser dirigido a la “T”, al revés, a la derecha o al cuerpo de tu oponente, por lo que te ofrece muchos más tipos de variantes. Además, por la forma de la empuñadura, podrás lograr ángulos mucho más agresivos para tu rival.

El impacto del volante deberá realizarse a la altura de tu abdomen y el movimiento de tu muñeca es clave al momento de determinar la dirección.

Saque largo de revés o “Flick Serve”

Sin duda, estos tipos de servicios son los más difíciles de perfeccionar en el bádminton y son recomendados sólo para jugadores con un nivel avanzado. Su objetivo principal es sorprender al rival, quien en general estará esperando un saque corto. El movimiento de muñeca debe ser muy rápido y preciso para que el volante vuele hasta la línea de fondo de tu oponente sin incurrir en una falta. Ante la sorpresa, tu rival deberá desplazarse al fondo, dejando la mayor parte de la pista libre para que puedas colocar tu siguiente golpe con comodidad. Un saque bien colocado te pone en una posición de clara ventaja para ganar el punto y, al final, el juego de bádminton.

Conclusión

Existen muchos tipos de saque en el bádminton y, a medida que mejoras tu nivel de juego, es necesario que los practiques todos. Tener un servicio dominante es clave para poder ganar una mayor cantidad de encuentros. Te recomendamos que, en tus sesiones de entrenamiento, diariamente dediques un tiempo a practicar los distintos tipos de saque que comentamos en este artículo.


Recursos de referencia:

https://blog.playo.co/badminton-4-service-variations-that-can-help-your-game/